2 Razones para tener bien cuidado el cepillo de dientes
divider

Una correcta higiene dental hará que nuestros dientes permanezcan limpios el mayor tiempo posible. Es aquí donde juega un papel fundamental la principal herramienta que tenemos para limpiar nuestra boca. ¿A que sabes a cuál nos referimos? Efectivamente, estamos hablando de los necesarios cuidados del cepillo de dientes. Y es que no solo es importante saber cómo usarlo, sino también conocer las pautas más recomendadas para su correcto mantenimiento.

2 Razones para tener bien cuidado el cepillo de dientes
¿Por qué hay que prestar mucha atención al cepillo de dientes?

Fundamentalmente por estas 2 razones importantes:

  • El cepillo dental puede cultivar bacterias y gérmenes causados por distintas enfermedades, como por ejemplo la gripe, o por el contacto con otros cepillos de dientes. Estos microorganismos pueden provocar a la larga desde infecciones bucales hasta enfermedades periodontales.
  • El paso del tiempo y el uso constante provocan el desgaste y envejecimiento de las cerdas del cepillo. Si estas no están en buen estado no podrán eliminar la placa que se genera entre los dientes.

Como ves, son dos motivos de peso para que te tomes en serio un correcto mantenimiento de este utensilio.

Recomendaciones para el cuidado del cepillo de dientes

Es muy fácil. Solo tienes que seguir estos sencillos consejos:

Cambiar el cepillo cada cierto tiempo

En general se recomienda cada 3 meses, que es el tiempo en que se calcula que termina su vida útil. De todas formas, es cifra no es exacta al 100 %. Dependerá, entre otros factores, de cómo se use el cepillo.

Por poner un ejemplo, hay personas que aprietan las cerdas contra los dientes con mucha fuerza durante la limpieza diaria. Esto hará que el utensilio se desgaste con mucha más rapidez, por lo que habrá que cambiarlo en un tiempo menor.

Otro caso es el de los brackets u otro tipo de prótesis dentales. El contacto con estos dispositivos provoca un mayor desgaste de las cerdas, por lo que se aconseja también en estos casos cambiar el cepillo antes de los tres meses de rigor.

Sustituir el cepillo si estás resfriado

O de una gripe y cualquier otra infección de boca o garganta. Como hemos dicho antes, entre las cerdas se pueden alojar bacterias o gérmenes de todo tipo.

Limpieza exhaustiva después de lavarse los dientes

Para evitar esta proliferación de microorganismos debemos limpiar y secar correctamente el cepillo dental. Hay que ponerlo debajo del grifo y dejar que el agua elimine todos los restos de la pasta limpiadora y la suciedad que se extrae de los dientes. Y después dejar que se ventile.

No es recomendable poner un capuchón para proteger la cabeza del cepillo; esto puede impedir que se seque bien y generar un ambiente de humedad, que es un buen caldo de cultivo de las bacterias.

Como puedes ver, una correcta higiene dental requiere de un exhaustivo cuidado del cepillo de dientes. Estas recomendaciones te serán muy útiles todos los días. Además, ya has visto que son muy fáciles de seguir y no te supondrá ningún esfuerzo aplicarlas. Si eres un poco despistad@, desde Clínicas IGB Dental te aconsejamos que las anotes en el móvil y te pongas una alarma diaria. Así seguro que te acordarás de ponerlas en práctica siempre.

expand_less
IGB Dental marca